fbpx

Masa salarial creció 6,4% en abril, pese a la mayor contracción de las remuneraciones reales de los últimos 12 años

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
El estudio realizado por la Cámara de Comercio de Santiago, destaca que el sector de alojamiento y comidas mantiene el primer lugar de crecimiento, seguido de la minería y las actividades de salud y asistencia social.

De acuerdo con las estimaciones de la Cámara de Comercio de Santiago (CCS) a partir de las últimas cifras sobre el mercado laboral entregadas por el INE, la masa salarial anotó un crecimiento de 6,4% en abril, un resultado 0,1 puntos por sobre lo registrado en marzo. Lo anterior, pese a la caída de 2,3% en las remuneraciones reales, la mayor en 12 años. De este modo, el impulso en la masa salarial corrió por cuenta del empleo, que creció cerca de un 9% en el segmento remunerado.[1]


[1].- La masa salarial mide la evolución de los ingresos laborales de los trabajadores asalariados, y la CCS la calcula a partir de la variación en 12 meses de las remuneraciones reales y del empleo informadas por el INE

La inflación sigue siendo un factor determinante en la contracción de las remuneraciones reales, a pesar de que el crecimiento anual de las remuneraciones nominales se mantiene, por cuarto mes consecutivo, por sobre el 7,5%. La expansión de las remuneraciones nominales se explica en parte por reajustabilidades pactadas en base al IPC, las que, al no ser universales, no compensan totalmente la pérdida de poder adquisitivo a raíz de las alzas de precios en la economía.

El empleo, el otro factor que determina la masa salarial, muestra crecimientos importantes en 12 meses, registrando una expansión de 9% en el caso del empleo total y de 8,9% en el empleo asalariado.

La masa total de ingresos de los ocupados, que incluye también a los no asalariados, anotó un crecimiento estimado de 6,5% en abril, superando en 0,4 puntos porcentuales el registro de marzo pasado.

Al analizar el comportamiento del empleo por ramas de actividad económica, se observa que el sector de alojamiento y comidas mantiene el primer lugar de crecimiento, con un aumento de 31,5%, seguido de la minería (23%) y las actividades de salud y asistencia social (16,1%). A continuación, se ubican la Transporte y Almacenamiento (12,2%), y Comercio (11,2%).

Respecto a las remuneraciones nominales, los mayores incrementos se dieron en alojamiento y alimentación (12%), comercio (9,8%) y minería (9,5%). El menor crecimiento se presenta, en tanto, en los sectores de actividades de salud y asistencia social (6,7%), y administración pública (5,3%).

En el sector público, en tanto, las remuneraciones crecieron un 5,3% nominal anual, mientras que el número de funcionarios se contrajo en un 2,3% en 12 meses, una cifra 1,4 puntos inferior a lo registrado en marzo de 2022.

De acuerdo con nuestras estimaciones se espera una moderación en la velocidad de crecimiento de la masa salarial hacia el tercer trimestre 2022, condición que se debiera mantener en lo que resta del año.