Presidente de la CCS Apoya Exención de Contribuciones a Comercio de “Zonas Cero”

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
De acuerdo a Peter Hill, esta señal representa “el mínimo gesto de solidaridad que debemos mostrar como sociedad”.

El presidente de la Cámara de Comercio de Santiago (CCS), Peter Hill, manifestó su completo apoyo a la iniciativa presentada por un grupo de diputados respecto a eximir del pago de contribuciones y patentes a comercios ubicados en las llamadas “zona cero”, en diversas ciudades del país. “Resulta mínimamente justo que no se les cobren contribuciones, dado que este impuesto considera que existan las condiciones de seguridad para trabajar”.

“El comercio en estas áreas ha sido golpeado y se encuentra en ‘estado terminal’ primero con actos de violencia y vandalismo que impiden operar, luego con el alejamiento de los consumidores producto de la falta de seguridad, y finalmente con la proliferación de actividades informales que de manera oportunista han aprovechado estas circunstancias para ejercer el comercio ilegal, agudizando un drama sobre el que todos deberíamos mostrar empatía”, explicó Hill.

En la práctica, según la CCS, se han creado verdaderas zonas de exclusión económica, en que la devastación en términos físicos, económicos y familiares es casi total.

El dirigente gremial recordó, además, que solo en los primeros 10 días del estallido social el costo por saqueos del comercio PYME superó los US$ 130 millones. De acuerdo a estimaciones recientes, indicó, “casi el 70% del comercio ubicado en la zona cero del centro de Santiago permanecía cerrado en febrero, cerca de 200 locales”.

Con el resurgimiento de las movilizaciones en marzo es evidente que la situación se agravará nuevamente, “por lo que la capacidad del pequeño comercio involucrado para hacer frente a sus múltiples compromisos de toda índole está gravemente lesionada”.

A juicio de Peter Hill, “un proyecto de estas características representa el mínimo gesto de solidaridad que como sociedad debemos mostrar, el que por cierto debemos reforzar con todas las herramientas que podamos disponer para aliviar su delicada situación”.

En este contexto, Hill hizo un llamado “al gobierno, a los políticos, a los parlamentarios, a los empresarios y las personas en general, a detener la violencia que nos está destruyendo. Chile fue un país ejemplo para la Región, con treinta años de innegable progreso y estamos tirando todo por la borda. Aquí no habrá ganadores, perderemos todos, porque perderá el país. Ha llegado el momento de decir ‘basta´ y ponernos a trabajar en paz y tranquilidad. Estoy seguro que esta es la verdadera aspiración de todos quienes queremos a Chile”.